viernes, 23 de septiembre de 2016

Sucá 14 - La plegaria de los justos

Una horca de jardín
El Talmud en gran medida es una obra de asosiación libre. Se discute un tema, un sabio dice algo relacionado a ese tópico y luego se cita alguna idea también conectada con alguna palabra, con alguna noción, lugar o personaje que aparece previamente mencionado. En esta ocasión el Talmud discute sobre la pureza y la impureza, y la forma de transmitirla, en relación a ciertos elementos que pueden o no (depende si reciben impureza o no) de ser utilizados para el Sjaj (techo) de la Sucá. Y en un momento determinado se habla de un elemento utilizado por los granjeros llamado Eter (horca de jardín). La misma es como un tridente que permite separar la paja y otros elementos y moverlos con facilidad de un lado al otro de un granero. Y en este contexto Rabí Eliezer es citado diciendo:

¿Por qué las plegarias de los justos son comparadas con una horca? Para decirnos que de la misma forma que una horca mueve de un lado para el otro la paja en un granero de la misma forma las plegarias de los justos revierten el pensamiento del Santo, Bendito Sea, moviendolo del atributo de la severidad al atributo de la misericordia. 
Rabí Eliezer es citado aquí simplemente porque cierta vez en un contexto que desconocemos dijo que la plegaria de los sabios se asemeja a una horca (Eter) y el Talmud venía hablando de horcas. Ahora bien ¿Cuál es la conexión que encuentra entre horcas y plegarias? Como ya dijimos horca en hebreo se dice Eter y Rashí comenta diciendo que en la Biblia encontramos que plegaria también se dice de la misma manera. ¿Cuándo? Cuando Itzjak le suplica a Dios por su esposa Rivká para que la misma pueda concebir (Ver Gen. 25:21). 

Rabí Eliezer sostiene que los justos tienen la posibilidad de a través de sus plegarias revertir la severidad del juicio, transformar la dureza divina en misericordia. Esto a mi me deja dos enseñanzas: (1) La importancia de la plegaria y (2) Que Dios, tal como el ser humano, puede cambiar. Dios no es inmune a las plegarias, pedidos y necesidades de Su creación.